info

311 202 9706

usuario

Mi cuenta

0 carro de compras
X
Carro de Compras
Tu Carro de Compras está vacío

SUB TOTAL

VER CARRITO
telefono
ofertas
usuario
Bienestar
Dic.21,2021

Es el momento de hacerle un chequeo a tu bienestar

Ahora que llevamos más de un año afrontando una pandemia mundial, es importante tomar medidas para centrarnos en nosotros mismos, tanto mental como físicamente. Empieza por comprobar tu bienestar.

¿Te cuesta aceptar las cosas que no puedes controlar? ¿Las líneas entre el trabajo y la vida familiar se han vuelto demasiado borrosas? ¿Te tomas tiempo para el autocuidado? Si has respondido afirmativamente a alguna de estas preguntas, sigue leyendo para saber cómo puedes ajustar tu mentalidad y volver a ser más sano y feliz.

LA PACIENCIA ES UNA VIRTUD (Y UNA HABILIDAD)

Es fácil irritarse ante los pequeños inconvenientes, desde los amigos que llegan siempre tarde hasta las largas colas en el supermercado, pasando por estar sentado en el tráfico durante horas. Una vez que aceptes que no tienes ningún control sobre estas cosas, tu bienestar mejorará (¡de verdad!).

En un artículo escrito por el personal de la Clínica Mayo, se afirma que los que somos más pacientes y empáticos sentimos más gratitud, estamos menos estresados y tenemos una visión más positiva de la vida. Por suerte, aunque no seas una persona paciente por naturaleza, es algo que se puede aprender.

La meditación y los movimientos conscientes, como la práctica del yoga, el tai chi, el qigong o incluso una excursión por la naturaleza, pueden ayudar a reducir el estrés, limitar los pensamientos negativos y mejorar los niveles de paciencia. Al controlar y concentrarte en tus movimientos, puedes aprender a sintonizar con tu respiración y tu cuerpo.

CREA UN ESPACIO DE ESCRITORIO DESIGNADO

Es importante que tengas en cuenta tu bienestar cuando trabajas desde casa. Aunque pueda parecer más acogedor y la opción óptima, estar siempre a un clic de distancia de tu e-mail no siempre es saludable. Así que, mientras difuminas las líneas del trabajo y el hogar, aquí tienes algunos consejos para mantener tu día a día bajo control.

PONTE EN SINTONÍA CON LA NATURALEZA

Intenta colocar tu escritorio en una zona bien iluminada y añade algunas plantas a tu oficina en casa. Se ha comprobado que estar en un entorno que se asemeja a la naturaleza mejora el estado de ánimo.

ESTABLECE LÍMITES

Crea un espacio para comer durante el día. Cuando termines el día, cierra el notebook o apaga la computadora. También es importante que establezcas límites con tus amigos, compañeros de cuarto, hijos y pareja mientras trabajas. Hazles saber que, mientras trabajas, necesitas espacio y privacidad para hacerlo.

RUTINA MATUTINA

Encontrar una buena rutina mañanera que te haga salir de la cama y prepararte para el día (aunque no salgas de casa) es extremadamente importante para tu bienestar mental y físico. Aquí tienes algunos consejos para preparar tu mente para la jornada laboral.

Empieza bien el día otorgando el tiempo suficiente para despertarte y preparar tu mente para el trabajo. Intenta levantarte a la misma hora todos los días, asegurándote de que tienes tiempo suficiente para desayunar, leer un libro, escuchar un podcast o hacer ejercicio antes de conectarte al trabajo. Empieza el día con un ejercicio de respiración, meditando o haciendo yoga para equilibrar tu mente. Y, por último, si te estás agotado del trabajo porque incluso cuando estás en casa sigues sintiéndote como si estuvieras en la oficina, intenta dedicar unos minutos a centrarte en lo que sí te gusta de tu trabajo antes de empezar el día.

EL AMOR QUE TE MERECES

El autocuidado es la práctica de tomar medidas para preservar o mejorar la propia salud. También es una frase que se utiliza a menudo sin entender su significado completo, su importancia o la forma correcta de practicarlo. En un artículo para Healthline, la instructora de autocuidado Gracy Obuchowicz desmenuza el autocuidado en tres áreas para obtener todos los beneficios:

Cuida tu cuerpo: Crea una rutina más saludable para dormir, hacer ejercicio y alimentarte.

Cuida tu yo interior: Trabaja tu mentalidad, tus sentimientos y ponte en contacto con tus emociones.

Cuida tu comunidad: Practica la amabilidad y la conexión con tus amigos, tu familia y tu comunidad.

Obuchowicz también señala que hacer pequeños ajustes en tu rutina de autocuidado te da una mayor sensación de logro que puede ayudarte a continuar tu viaje de crecimiento con el tiempo. También es importante tener en cuenta que exponerse sólo a un área de autocuidado no te ayudará a obtener todos los beneficios. Por ejemplo, si haces ejercicio a diario, pero no comes de forma saludable, o meditas, pero no mejoras tu rutina de sueño, no verás los efectos del bien que estás haciendo para ti.

Según un artículo de la Clínica Mayo, la investigadora de la compasión Kristin D. Neff Ph.D. descubrió que hablarte a ti mismo de manera positiva, darte cuenta de que no eres la única persona que está pasando por lo mismo que tú y practicar la atención plena con regularidad puede ayudar a contrarrestar la negatividad que has compartido contigo.

A medida que nos acercamos a la vuelta a la normalidad, recuerda darte el tiempo y los pasos necesarios para mejorar tu bienestar, y asegúrate de darte mucha gracia en el camino.

¡AÑADIDO AL CARRITO CORRECTAMENTE!

×